• 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
Sábado, 30 Abril 2016 16:29

Saludo a los trabajadores en su día

 cabezote farc ep.co mini

 

En este 1 de mayo de 2016 las FARC-EP deseamos dirigirnos al conjunto de las trabajadoras y trabajadores colombianos con el fin de compartir unas reflexiones sobre la coyuntura actual y las tareas que desde la óptica de la insurgencia se ponen al orden del día para todos aquellos que aspiramos a un mañana mejor para la patria.

Publicado en Estado Mayor Central
Lunes, 22 Febrero 2016 00:00

Sin miedo a la “Caja de Pandora”

Por: Julián Subverso, integrante de la Delegacion de Paz de las FARC-EP.

Antes de 1945, la mayoría del mundo occidental se regía por la llamada democracia liberal, el imperio de la ley. Está democracia procedimental que en su momento se pensó perfecta, demostró sus grandes falencias después de que los NAZIS en Alemania ascendieran al poder. El mundo de la normatividad estatal se dio cuenta de que ese tipo de democracia, por más que respetara la ley, también abría el camino, a que cualquiera, siguiendo lógicas procedimentales legales, pudiera monopolizar el poder, oprimir, perseguir y totalizar sin salirse de los marcos establecidos por dicha democracia.

Publicado en Blogs

El jefe de las Farc habla sobre lo que ha sido la guerra en Colombia y cómo se están preparando para la vida democrática.

SEMANA: ¿Cómo ingresó usted a las Farc?

TIMOCHENKO: Yo ingreso en el año de 1976 motivado por la situación del entorno en que vivía. Éramos una familia pobre en un pueblo pobre, de padres afectados por la época de la violencia. Mi mamá era viuda. A su primer marido lo asesinaron al frente de la casa y pues uno oía todos esos relatos y todo eso lo sensibilizaba. Uno veía las desigualdades sociales, el entorno que había en la escuela primaria. Uno veía los niños que llegaban sin desayuno, iba a la casa de ellos y sabía que no tenían para el almuerzo. Todo eso me llenaba de inquietudes. Mi mamá cultivó en mí el amor a la lectura. Ella misma me enseñó a leer, entonces yo ya sabía antes de entrar a la escuela y en esas lecturas se aclaraban algunas cosas.

SEMANA: ¿Cómo fueron esos primeros años en el monte?

T.: La actividad guerrillera común y corriente. La preparación militar, la preparación para el combate pero a la vez la formación política. Lo primero a lo que uno llega es al estudio de los estatutos y los reglamentos. El vivir en función del colectivo y el colectivo vive en función de uno.

SEMANA: ¿Usted se imaginó en algún momento llegar a ser jefe de las Farc?

T.: No, jamás. Incluso en las distintas responsabilidades que me ha tocado asumir, nunca he trabajado por ser jefe de un frente. La consigna mía desde que ingresé ha sido tratar de hacer las cosas bien. Cuando toca ranchar, tratar de ranchar bien; pagar la guardia, pagarla bien; hacer las exploraciones, tratar de hacerlas bien. En la guerrilla eso es un proceso gradual. En la medida en que a la gente se le ven cualidades, se le van dando responsabilidades.

SEMANA: ¿Con tantos años en la guerrilla, no siente que la guerra deshumaniza?

T.: Nosotros trabajamos mucho el elemento político para no deshumanizarnos. Nosotros antes que todo somos un movimiento político. Decía Jacobo Arenas: “Un hombre armado, con poder y nada en la cabeza, es sumamente peligroso”. Y por eso nosotros tenemos unos estatutos, unos reglamentos. Son duros porque van encaminados a eso, a que la gente no se desvíe.

SEMANA: ¿Con los actos de barbarie que han cometido en la guerra ustedes no se han cuestionado esa degradación?

T.: Eso lo siente uno en el momento más intenso, y cuando la gente le toca combata y combata es cuando más hay que estar pendiente. Me decía alguien “la guerra no es un poema”. La guerra es muerte, heridos, mutilados, desarraigados, desaparecidos. Eso es la guerra y por eso queremos terminarla.

SEMANA: Esa degradación de la guerra hace que hayan llegado a actos de terrorismo inaceptables como la bomba de El Nogal…

T.: Yo no quiero hablar de cosas puntuales de lo que ha sucedido. Yo creo que una de las grandes ganancias de lo que hemos logrado hasta ahora es ese escenario que se va a construir por las partes para dilucidar todo lo que ha sucedido, en qué contexto se dio y quién tiene responsabilidad. No para justificarlo, pero sí para explicarlo. En la guerra se da esa situación: está la vida del otro o la vida suya. Acá hay un grupo de gente que está haciendo lo que está haciendo en función de destruirlo a él, y al revés. En esa dinámica se dan situaciones que uno dice ojalá nunca se hubieran dado.

SEMANA: ¿Ustedes justificaron la guerra para hacer una rebelión, pero los medios que utilizaron no considera que fueron inhumanos? ¿Por ejemplo, las Farc no se arrepienten del secuestro?

T.: Es un método de financiación que se justificó en determinado momento. Nosotros necesitábamos financiarnos y encontramos ese instrumento que realmente no es el más humano y tratamos de corregirlo en la época de Belisario. Pero como el proceso no se desarrolló como estaba planteado volvimos a la confrontación. Pero hay un momento en que dijimos: hay que parar esto.

SEMANA: ¿Por qué acudieron al secuestro y no a otras opciones como el narcotráfico?

T.: No es el escenario para profundizar un tema tan sensible. Nosotros lo hemos reconocido y si decidimos suspenderlo es porque tenía un costo político muy grave, pero, además, era una acción inhumana. Usted me dice el narcotráfico, pero entonces nos estigmatizan. Nosotros nos hemos financiado de donde hay: de la ganadería, del café, donde hay plata ahí tratamos de buscar.

SEMANA: ¿Qué opinaron cuando salieron más de 5 millones de colombianos vestidos de blanco a gritar no más Farc? ¿Eso no suscitó una reflexión en las Farc sobre la validez de su lucha armada?

T.: Reflexión sí, uno reflexiona. De cómo son capaces de construir en el imaginario de la gente a partir de medias verdades. Yo no voy a decir de mentiras, pero de medias verdades. Esa es la parte en que nosotros en cierta medida estamos en desventaja porque se ha logrado imponer en la sociedad colombiana y en el mundo una narrativa distorsionada del conflicto. Se cogen medias verdades se magnifican y se nos estigmatiza. Ese es el gran reto que tenemos ahora en este proceso: tratar de llegar a una lectura objetiva y realista de lo que ha sido la confrontación. Y la parte que nos corresponde: hemos cometido errores, nos hemos equivocado. Nosotros nunca desarrollamos la guerra para generar terror a la población, a la sociedad, nosotros desarrollamos la guerra como un objetivo político. Entonces, usted no va a encontrar nunca una directriz en ese sentido. Se han dado casos, pero los hemos sancionado.

SEMANA: Ustedes pidieron perdón a las víctimas de Bojayá en un acto privado. Pero no es suficiente. ¿Ustedes planean un acto público de contrición?

T.: ¿Y por qué tiene que ser público? Las víctimas tienen derecho a definir cómo se va a realizar ese acto.

SEMANA: ¿No ve el perdón como un acto público?

T.: Nosotros hemos planteado que nos pongamos de acuerdo todos los actores del conflicto y hagamos un gran acto de contrición nacional. Es más, vamos más allá. Convocamos a todos los sectores a que hagamos un pacto de ‘nunca más’. Nunca más la utilización de las armas en la resolución de los conflictos políticos y sociales de Colombia. A eso estamos dispuestos. Lo que no estamos dispuestos es a ir a escenarios donde nos ponen contra la pared y se saquen las cosas del contexto en que se dan.

SEMANA: Pero los actos de perdón públicos son un acto de reconciliación generoso que ayuda a generar confianza. Tiene un valor muy importante…

T.: Ahí está lo de Bojayá y estamos trabajando en otros. Lo que pasa es que no queremos hacer eso a través de los medios de comunicación. Estamos trabajando por un objetivo muy importante, supremo, que ese va a ser el mejor acto en función de todo esto: la paz. Vamos a construir la paz y eso tiene varias etapas. Primero, tenemos que llegar al acuerdo.

SEMANA: Si usted hiciera una mirada autocrítica sobre lo que ha sido el conflicto, ¿cuáles cree que han sido los grandes errores de las Farc?

T.: Que les hemos creído a los dirigentes en los distintos momentos en que hemos iniciado los procesos de paz.

SEMANA: ¿No cree que el secuestro fue un error?

T.: Mirándolo desde aquí y a estas alturas, sí hombre. Si tocara volver a reiniciar, yo creo que no lo volveríamos a hacer.

SEMANA: ¿A estas alturas de la historia no cree que el tema de la lucha armada es anacrónico?

T.: La lucha armada como instrumento de la lucha popular es válida cuando las circunstancias la obligan porque se impone. La lucha armada no es válida cuando es uno el que la traslada artificialmente. Pero es que la lucha nuestra, la lucha de las Farc nace del contexto de la lucha social en Colombia. Yo digo, aquellos que no creen en la lucha armada, hombre ayudemos a crear las condiciones para que no sea necesaria. Lo que no estamos dispuestos es a renunciar a nuestras ideas, a nuestro ideario político, a la concepción que tenemos del mundo, de la vida.

SEMANA: ¿Cómo convence usted a esa sociedad que hoy todavía no les cree?

Publicado en Entrevistas

cabezote farc ep.co mini

Borrar de un plumazo su obra liberadora, demuestra cuánto terreno se ha perdido en el campo de la batalla ideológica contra el capital y sus políticas totalitarias.

El resultado electoral del 6 de diciembre en Venezuela, a todas luces desfavorable al PSUV y a la revolución bolivariana, ha dado para que todo el mundo opine acerca de la situación que se presenta en el país hermano.

Publicado en Estado Mayor Central
Lunes, 30 Noviembre 2015 00:00

La paz como construcción colectiva

Por:  Marco León Calarcá,  Integrante de la Delegación de Paz de las FARC-EP

La paz como justicia social, vida digna producto del trabajo, derechos satisfechos, democracia plena y soberanía es anhelo nacional. Las mayorías del país la buscamos arduamente, la queremos, la necesitamos, nos la merecemos, sin embargo esta realidad no es percibida, no se ve como determinante, pues se muestra como un tema limitado a La Habana y solo concerniente a las delegaciones de las partes en La Mesa.

Publicado en Blogs
Domingo, 29 Noviembre 2015 00:00

Señores Alcaldes, Señoras Alcaldesas:

Por primera vez en muchos años Colombia se acerca al fin del conflicto armado gracias a un proceso de paz que se realiza con éxito en La Habana entre el Gobierno Nacional y las FARC-EP. Trabajamos con voluntad y decisión para la firma de un Acuerdo Final que abra la posibilidad de un país en el que la política se separe de las armas, la democracia sea para todos, y la justicia social encamine a la sociedad a una paz sustentable y duradera.

Publicado en Estado Mayor Central
Viernes, 06 Noviembre 2015 00:00

Secuestrada la Democracia y las oportunidades

por:Edison Romaña, integrante de la Delegación de paz de las FARC-EP

En nuestra amada patria cada día se cierran por todas partes las posibilidades para la participación política, además la pobreza, la desigualdad y la desnutrición avanzan galopantes y con datos escalofriantes.

Publicado en Blogs
Cabezote-escudo-delegacion-paz-farc-ep                                                    La Habana, Cuba, 3 de mayo de 2015
 
“Debe reparar a las víctimas y garantizar la no repetición del conflicto”

 El comandante Jesús Santrisch de las FARC-EP habló hoy desde La Habana, Cuba, sobre la importancia de establecer una Comisión de Esclarecimiento de la Verdad y la No Repetición, el mandato y los alcances de éste y la importancia de abrir los archivos del Estado para tal fin.

Publicado en Boletín de prensa
Lunes, 20 Diciembre 2010 21:05

El conflicto colombiano y la paz continental

«Un acuerdo de paz democrática en Colombia se encargaría de cerrar al paso a las aspiraciones del militarismo fascista local y sellaría por tanto la paz para el continente.»

Por Gabriel Ángel

La Serranía de Jojoy continúa siendo objeto de las operaciones militares de las fuerzas armadas colombianas contra el Bloque Oriental de las FARC. Las patrullas del Ejército insisten en penetrar la arriscada topografía selvática, al tiempo que la Policía Nacional aporta su cuota de inteligencia por medio de las aeronaves puestas a su disposición por el Pentágono. Con frecuencia arriban los aviones bombarderos y cazas de la Fuerza Aérea a descargar sus bombas y metralla. Para no hablar de los helicópteros de transporte y combate. Para nada.

Publicado en Blogs

Artículos relacionados

  • AGENDA DÉCIMA CONFERENCIA NACIONAL GUERRILLERA
    Leer más...
  • Avances positivos en Acuerdos en el tercer punto de la Agenda
    Leer más...
  • El Plebiscito va en dirección contraria al acuerdo final
    Leer más...
  • Video: "No hay razones para celebrar" Pastor Alape sobre Plan Colombia
    Leer más...
  • Video: FARC-EP agradece inmenso apoyo al propósito de paz en Colombia
    Leer más...

En video

marquetaliacomunicadomujeresColombiaFARCguerraMovimiento Bolivariano por la Nueva ColombiaJesús SantricUribeBolívar y ManuelIntercambioCese el FuegoManuel Marulanda VelezApoyo diálogosdiálogos de pazAgenda de la habanaacuerdo generalterrorismo de estadojusticia socialpropuestas farcepafrodescendientesvictimas del desplazamientoReforma del EstadoAsamblea Nacional ConstituyentePreguntas de la prensaRicardo Téllezconflicto colombianoJesús SantrichZRCrueda de prensaDelegación de paz FARCEPSantosParticipación políticaCubacampesinossolución políticaONUMesa de ConversacionesSimón TrinidadMovilización socialdemocracia realgarantias políticasconstituyenteconsensoIván MárquezELNunidadinsurgencia colombianacese bilateralPaz en colombiadeclaracionesmujeres farianasCumbrecasa verdejusticiaEleccion Popularrefrendaciónpaz sin impunidadproceso de pazprisionero de guerracanjeLa HabanacorrupciónUAFsHumberto de la Calledoctrina militarmarco juridicovíctimasprensaculturaverdad historticaverdad históricaresponsabilidad históricaderechos humanosmemoriajusticia transicionalconflicto en colombiacorte constitucionalasesinatos liderespropuestas minimasacuerdos de pazacuerdosFARCEPnoticiasEcopetrolmineros artesanalesfondo de conpensaciónacción militardrogas ilicitascongresodesaparicionesparamilitarismodesplazamientoestado colombianoparo agrariotierrasseguridad nacionalunilateralidadsaludosfiscalVictoria Sandinomujeres FARCEPigualdad generoprocuradorAlejandro Ordóñezpoematercer punto agendanarcotraficopropuestas tercer puntoEEUUfascismoPetroprisioneros políticosmasacres paramilitaressustitución de drogasBoletín de prensaCultivos ilícitosprensa FARCEPdesarrollo propuestasguerra suciarebeliónfuero militarsustitución de cultivosjuridicidadCelaciniciativas diálogoregularización de la guerraAcuerdo HumanitariointervencionismointerceptacionesVenezuelaFabián RamírezHugo ChávezUNASURRusiaconflictoreparaciónReforma AgrariaReglamentosGaitánDIHgestos de pazVíctimas del conflictomilitarismolibertad de expresiónCarlos Antonio Lozadavíctimas del estadoComisión Histórica del Conflicto y sus VíctimasPastor Alapecomisión de normalizaciónderecho a la rebeliónRubín Morrojuridicidad guerrilleraCaucaIndígenasDDHHdelito políticocomisión de géneroJoaquín GómezHabanatrEjércitopolíticoBolívarPresidentesoberaníademocraciacombatientesmemoria históricapazbombardeolibertadComisión asesora de Paz,Acuerdo de Ginebracorrupción del estadominascarcelesverdadLavrovtierraEstadocese unilateralFuerzas Militaresreforma constitucionalMaximos ResponsablesInconformidadClandestinidadBarrioglifosatoComisión de Esclarecimiento de la VerdadpobrezaArchivosComisión Esclarecimiento del paramilitarismoAntioquiaViolencia en ColombiaFERIRefugiadoSiriaEl MangoPoliciasAmbienteTumacoRíoagroquímicosecosistemasÁlvaro Uribe Vélezverdad pura y limpiaEsclarecimientodesescalamiento del conflictoGobierno NacionalOrejónComunidadEscombreraDon BernaeleccionesCORRUPTOAlcaldiasEstado colombianohostilidadesparamilitarismo en venezuelaorganizacionesSubcomisión JurídicaimpunidadesGobiernoGobierno colombianoCeseAlFuegoBilateralYaPaishuelga de hambreasambleapresos políticosafrocolombianosTERREPAZplebiscitoComandante Carlos Antonio Lozada25 aniversario9 de diciembreCGSBPlan Colombiadécima conferenciaYaríAgenda

Boletín de noticias

Email:

Lo último en NC

Blogs